Pa los Indianos….

Trovándome un navorí
a la flor que da la sera
me da una sita en la espera
y nada se dice allí.
Del estribillo entendí
aquella sita secreta.
Le cantaba a una poeta
“donde la nobleza brilla
tu siembras la maravilla
y del Cobre la paleta”.

Pa los Indianos….

De encaje llevo sombrilla
y guantes de terciopelo
sombrero cubriendo el pelo
trabado con una horquilla.
¡Ay! el polvo que cosquilla
cubriré muy bien mi faz.
¿Pero dime? ¿dónde estás?
que al aroma de la lonja
poniendo cara de monja
en la Alameda verás.

Pa los Indianos…..

En mi casa de portón
dos palmeras elegantes
de Cuba por ser galantes
las traje en mi corazón.
Símbolo de poder “son”
de mi fortuna antillana.
Fue la emigración cubana
un deslumbre de arrogancia
dando en salones prestancia
se fuma, como en la Habana.

(Untitled)

 

¡Anda! tírame  un polvito
que es día de los indianos
se resbala en cada habano
de ceniza, así, un poquito.
Te la sacudo un ratito
diciéndote que se yo.
Un polvo voló y voló
entre el son y la habanera,
la rumba y la joropera
de aquella noche pasó.

(Untitled)



Siendo el cirio que por luz dio en vela,
de la fiebre que brota en la noche,
de caricias mi niño es derroche
si en mis labios tu fiebre se cincela.
Soy el agua que bramando cela
por llevar a tu piel mi bravura.
Y es rajando mi labio en ternura
de una estrella que es mimo en tu frente,
da el sentir tu calor en latente
del posar mariposa en frescura.

(Untitled)

¡Ay! como aprieta el justillo
¡Jesús! ¡que tanto bodoque!
el cordón que no se enroque
que el sabe bajar al trillo.
Si un gallo no come millo
problemas tiene en la espuela.
..No será poca candela
de tanta pluma encarnada.
Es que estoy escarmentada
del espelme de su vela.

(Untitled)

“Gusta lo que me entretiene”
me dijeron desde niñ@
la espinela es el armiño
cuando la palabra tiene.
La décima cuendo viene
no pone frontera alguna.
¿Acaso no lleva luna
LA ESPINELA DE ESPINEL?
pues si tu musa es la miel
de Lope es Fuenteovejuna.

De Simón…

De arrebatada pasión
son dos aretes sonando
mientras el alma cantando
los mima por diapasón.
Dame candela oración
a la sombra de tu vera.
El agua de primavera
a Manuela llama roja
por el clavel con que escoja
el país de su frontera.

(Untitled)

Agua fresca de en el fuego
para apagar esta llama
al punteo con que inflama
del mesme pecho su ruego.
En la misma capa un ciego
en aires del rejoneo.
La peineta en bamboleo
como el arpa que en la trenza
cuando la mantilla tensa
de suspiero da un jadeo.

(Untitled)

¿Gallo? ¡tu quieres un millo!
¡oh!, en desconsuelo me tienes,
al millo donde tu vienes
lo traigo yo en mi lebrillo.
¿Dígame?, usted es un pillo
o el chateo le entretiene.
Es orgásmico el que viene
pico a pico al picoteo,
que un gallo es un kikireo
y con el sol se detiene.